• Calle Oria 13, 28002, Madrid
  • 34 91 457 59 52
  • info@arsoutplacement.com
  • 09.00 a 17.15
Outplacement: una transición de carrera guiada

Outplacement: una transición de carrera guiada

En un mundo cambiante y cada vez más impredecible, acuciado por crisis sociales, económicas y sanitarias; la estabilidad financiera en un entorno globalizado siempre pende de un hilo. Por ello, el mercado laboral demanda profesionales con una gran capacidad de adaptación al cambio, de forma que puedan asumir cambios en su carrera profesional con relativa facilidad.

Sin embargo, el peso de la finalización de la carrera en una organización y la reincorporación al mercado laboral no debe recaer solo en el trabajador. Las compañías deberían gestionar las salidas de personas de un modo acorde con los valores sociales del momento y de forma responsable socialmente. Es decir, las empresas deben colocar a la persona en el centro del proceso de salida de la organización.

Una forma abordar este proceso de manera que resulte beneficioso para ambas partes es ofrecer al empleado integrarse en un programa de transición profesional guiado con el objetivo de que pueda mejorar profesionalmente y acceder a un nuevo empleo en un corto periodo de tiempo. Estos programas que tienen por objetivo la recolocación de un empleado en un nuevo puesto de trabajo en otra organización se denominan procesos de outplacement.

¿Por qué se dice que en los procesos de recolocación se ofrece una transición de carrera guiada?

Los programas de recolocación reúnen una serie de características orientadas a facilitar una transición laboral exitosa, amortiguando los posibles efectos negativos.

En primer lugar, la principal premisa de estos procesos es el asesoramiento y acompañamiento profesional en todas sus fases.

En segundo lugar, se estudian los intereses, motivaciones e intenciones del trabajador, así como sus capacidades, habilidades y competencias. A partir de los datos obtenidos se elabora un perfil de personalidad laboral y se valora junto con el trabajador cuál es el objetivo a lograr. Caben tres posibilidades:

  1. Optar por una vía continuista que supone explorar el mercado en busca de oportunidades parecidas a las que el trabajador ha venido ejerciendo con anterioridad al proceso de outplacement.
  2. Orientarse hacia una alternativa más rupturista, buscando oportunidades en un nuevo sector de actividad.
  3. Decantarse por el autoempleo, que conlleva saber aplicar las habilidades adquiridas como asalariado en la construcción de su propio negocio, aunque esté destinado a una actividad diferente.

En tercer lugar, una vez se tiene claro tanto el perfil profesional como los objetivos finales, se comparan con las demandas del mercado para poder ver tanto el grado de consonancia como las oportunidades de mejora. Es entonces cuando se plantean las competencias que se deberían adquirir o reciclar para poder mejorar profesionalmente.

Tras esta fase y, en cuarto lugar, el trabajador recibe asesoramiento sobre cómo construir y mantener su perfil profesional en la red, fundamental en la era de la digitalización. Además, se le brinda acceso a una serie de profesionales del sector objetivo con los que poner en práctica las habilidades de networking adquiridas a lo largo del programa de outplacement y, así, minimizar el tiempo para encontrar un nuevo empleo

Por último, se deben tener en cuenta algunos aspectos que ponen de manifiesto la importancia de que las transformaciones profesionales estén guiadas por expertos.

Por un lado, el proceso de recolocación no finaliza cuando se encuentra un nuevo empleo, el experto encargado realiza labores de seguimiento para garantizar el correcto acoplamiento del trabajador a la empresa de destino.

Por otro lado, estos programas protegen la autoestima de los trabajadores. Cambiar de empleo no es fácil y mucho menos cuando no es un cambio voluntario. Poder afrontar un proceso de búsqueda de empleo asesorado por experto que hagan ver al trabajador lo mucho que puede aportar y los puntos que debe mejorar para incrementar su empleabilidad, hace que el proceso sea menos traumático.

Y, por último, para la empresa de origen, la que ofrece al trabajador involucrase en un programa de transición laboral, y para la sociedad en general estos programas también tienen ventajas. Las empresas mejoran yo imagen de marca, su reputación corporativa, el compromiso de sus empleados y atraen más talento. Mientras que, para la sociedad, la optimización de los tiempos de búsqueda de empleo redunda en un menor gasto en prestaciones por desempleo.

Como hemos visto, contemplar las salidas de personal de la empresa como un proceso que si está bien planificado y orientado por expertos puede convertirse en un trance liviano de transición hacia nuevas oportunidades laborales tiene muchas ventajas para todas las partes implicadas en el proceso.

Si tu empresa tiene que poner en marcha un programa de recolocación, contacta con Ars Outplacement, como especialistas en la materia te proponemos soluciones adaptadas a tus necesidades, ofreciendo asesoramiento experto para que la transición laboral de tus empleados sea óptima.

LEAVE A COMMENT

Your email address will not be published.

LATEST POSTS
MOST POPULAR
TEXT WIDGET

What makes Cleanmate trusted above other cleaning service providers? When you combine higher standards, smarter strategies and superior quality all in one package, the result is top notch.