28 jul De cartas, Flores de Pascua e Icebergs.

La flor de Pascua y el IcebergHay días en los que nuestro blog es sencillo y placentero.
Sencillo porque nada tengo que inventar, diseñar, pergeñar o soñar. Son ellos, nuestros candidatos quienes nos ayudan con sus cartas y textos.
Placentero, no solo por los halagos sino por la confirmación de muchas de nuestras teorías en el desarrollo de un programa de Outplacement.
Y placentero, porque son las palabras de una mujer extraordinaria, una candidata muy querida, a la que llamaremos B.
B comenzó su programa dos semanas antes de la Navidad. Impresionada por la primera sesión, motivada para arrancar y ponerse en marcha, me regaló una preciosa Flor de Pascua. Fue el comienzo de un proyecto profesional y de una amistad personal.
Mi querida B, la flor de Pascua que me regalaste en Navidad sigue floreciendo a finales de julio y brillando con luz propia, como tú.
Y estas son las palabras de nuestra B, que me regaló una flor de Pascua que nunca se marchita-

Querida Marta,
Llevo una temporada bastante liada. Imagino que cuando tus candidatos dejan de dar señales de vida es buena señal.
Estuve moviendo mis proyectos y tratando de avanzar en los contactos. Lo de enviar CVs no funciona.
Ahora mismo estoy realizando un curso de xxx y estoy aprendiendo bastante. Desde mediados de mayo comencé a colaborar con una empresa de formación – Me llegó a través de un contacto que confiaba en mí (parte de abajo del iceberg). Así que he estado desde junio combinando el curso con este trabajo. La colaboración concluyó pero me dio alas para identificar un nuevo proyecto al que apuntarme. Queda por cerrar algún detalle pero sí puedo decirte que voy a empezar a llevar la comunicación y las redes sociales de la consultora a la que le pasé el proyecto en primavera. Ha tardado, pero ha llegado.
Estar con vosotros y trabajar en mi nuevo rumbo profesional me ha servido de mucho. Me ha ayudado a conocerme, a sentirme segura de mí misma, a saber destacar mis competencias y …. sobre todo a profundizar en el outplacement. Te puedo asegurar que, a pesar de haber leído sobre estos programas, no entendía muy bien para qué servían. No hay nada como vivir las experiencias para descubrir su valor. Vuestro programa de outplacement me ha abierto las puertas a un nuevo YO profesional. Fuera el pasado, viva el futuro. Estoy encantada de haber aceptado un programa de estas características y de haber tenido la suerte de tenerte de coach. Gracias a ti y todo tu equipo.

Cuenta conmigo para cualquier tema que necesites. Si crees que en algún momento te puedo ayudar, a lo que sea, dímelo. Aquí me tendrás.
Seguimos en contacto
Siempre, querida, B . Un contacto como el de tu flor de Pascua , que nunca se marchitará.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies